los personajes son protagonistas

LOS PERSONAJES SON PROTAGONISTAS

Lo que más me gusta de los juegos de rol, no es solo la historia, la emoción y la aventura. Lo que más me gusta es que los personajes son protagonistas. Eso es lo que hace que las historias que se narran en el juego de rol sean tan inmersivas y que sean, casi siempre, tan imprevisibles.

LA CONEXIÓN CON LA NARRACIÓN

Es muy importante que a la hora de plantear y crear la historia, los hechos que vayan a suceder estén relacionados con los personajes de les jugadores. Para ello es importante que los personajes tengan algo de profundidad, que no sean solo números en una ficha de personaje. No hace falta escribir una historia de 10 páginas contando obra y milagros del personaje, basta con unos pocos detalles. Algún rasgo de personalidad, una par de personas del mundo donde sucede la historia (aliados o rivales, comerciantes o familiares, simplemente personajes importantes para su historia personal), algún objeto o un lugar importante, algún suceso que le haya marcado, algunas de sus motivaciones… Así, cuando el director de juego plantea un gancho para empezar la historia lo puede hacer con este trasfondo de personaje. La historia que se narre será así mucho más importante para el personaje.

LO IMPREVISIBLE DE LA NARRACIÓN

Una vez definido el personaje y planteado un gancho basado en alguno de los rasgos de su trasfondo empieza la verdadera diversión. Los personajes son protagonistas de la historia, y como tales, llevan el principal peso de ésta. A fin de cuentas les jugadores van a decidir en última instancia qué quieren que hagan sus personajes protagonistas, con lo que son elles y sus decisiones los que van a elegir qué sucede a continuación. Es de lo más divertido y gratificante para mi, no saber del todo cómo se va a desarrollar la historia que he planteado.

Aunque puede dar algo de vértigo dar tanta libertad a les jugadores, la mayoría de las veces tomarán decisiones en parte previsibles. Guiadas por el gancho de la historia, los objetivos de sus personajes, y en gran medida por su trasfondo. Y en el caso más extremo, no te va a costar mucho improvisar una o dos escenas que hagan que los personajes vuelvan a involucrarse en la narración planteada.

LA INMERSIÓN DE LOS JUEGOS DE ROL

Y aún hay otro detalle que sucede porque los personajes son protagonistas de la historia que estamos narrando. Y es que los personajes son los que viven la historia. Pero los personajes en el fondo son les jugadores. Son les jugadores les que viven la historia, o al menos así lo perciben. Cuando tu personaje está cruzando por una cornisa bajo la lluvia, perseguido por la guardia de la ciudad, y se arriesga a dar un mal paso y caer al vacío, eres tú el que está imaginando y viviendo esa situación. Las sensaciones y situaciones que vive y experimenta tu personaje son tuyas. A fin de cuentas eses personaje eres tú en esa historia que se cuenta. Estás metide en la historia, y la vives en primera persona.

LOS PERSONAJES PROTAGONIZAN LA HISTORIA

Estas son tres de las razones por las que me encantan los juegos de rol. Hay más, claro, pero éstas me parecen muy importantes. Como los personajes son protagonistas la historia puede involucrarles directamente relacionándose con el trasfondo del personaje. La historia va donde quieren los personajes, dando esa sensación de estar en una historia viva. Y las situaciones se viven en primera persona, se viven en la piel de los personajes.

No puedo sino insistir. Los juegos de rol son fantásticos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

4 + cuatro =

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies